El examen de La Planilla. Segundo derbi de la UD Logroñés

0
74

El Calahorra, único imbatido del Grupo II, medirá la capacidad de reacción de la UD Logroñés tras el ridículo ante el Haro 

Por @scaneda

El Calahorra y La Planilla serán, por segunda temporada consecutiva, jueces prematuros del devenir de la UD Logroñés en su undécimo intento de ascender al fútbol de élite. Como ya ocurriera el curso pasado, los blanquirrojos han comenzado con muchas dudas y afrontan su segundo derbi regional consecutivo con las heridas provocadas por el Haro aún abiertas. 

Sergio Rodríguez en un entrenamiento. Riojapress

​Andan los de la capital con la autoestima tocada, normal tras el repaso de Facu y compañía en Las Gaunas. Así las cosas, el feudo rojillo, donde ya cayeron con estrépito 2-0 la temporada pasada, no parece, a priori, el mejor lugar donde recuperar las buenas sensaciones. La victoria de los de Miguel Sola hace poco más de un año precipitó los acontecimientos en una ya convulsa UD Logroñés. Ajeno a las críticas y a quienes pedían su marcha, Sergio Rodríguez alteró su discurso futbolístico tras la derrota en Calahorra y recurrió a su guardia pretoriana (Bobadilla, Iglesias, Víctor López…). A partir de ahí, el equipo se rearmó para ser capaz de firmar una remontada que le llevó a los ‘Play off’. 

Miguel Santos ha disputado todos los minutos en los dos partidos.

​Esta UD Logroñés no es como la que en aquella quinta jornada  del campeonato hincó la rodilla en La Planilla. En lo futbolístico comparte la falta de ideas y de gol, si bien ha perdido jugadores muy importantes dentro y fuera del campo. Los recién llegados, caso de Miño, Errasti, Álamo o Roni, por una uotra razón, aún no han aportado lo que se espera de ellos y el Promesas, donde el míster encontró una tabla de salvación, poco se parece al del curso pasado.

Olaetxea pelea con Ander Vitoria en el entrenamiento. Riojapress

​Pese a haberse disputado sólo dos jornadas, la sensación es que tanto Sergio Rodríguez como Carlos Lasheras se juegan parte de su crédito en el más corto plazo en el choque de este domingo en La Planilla, al menos entre parte de la parroquia blanquirroja porque la confianza de la propiedad permanece inalterable e inmutable. Los dos, entrenador y director deportivo, han estado en cierta medida en elfoco los últimos días como responsables del mal comienzo del equipo y de la ausencia de fichajes ilusionantes.

​Para completar el ‘déjà vu’ calagurritano, el árbitro del encuentro de este domingo será Aimar Velasco Arbaiza, el mismo colegiado que dirigió aquel 2-0 en La Planilla un 29 de septiembre y que provocó un tsunami en el seno de la UD Logroñés que pasó factura a varios jugadores, obligó al entrenador a alterar su filosofía y permitió que Iglesias o Bobadilla dieran el salto definitivo al primer equipo.

Ñoño no ha contado con minutos en esta temporada. Riojapress

​Para el choque de este sábado, Sergio Rodríguez podrá contar con toda la plantilla, incluido el jovencísimo Víctor Socorro, delantero cedido por el Real Valladolid y el último refuerzo en incorporarse a la disciplina blanquirroja. Así las cosas, el técnico riojano deberá hacer dos descartes para afrontar un disputado choque en La Planilla repleto de intensidad. Con ese guión de partido, jugadores como Errasti o Ander Vitoria podrían regresar al once inicial. 

Ousama Siddiki con Caneda y Zabaco. Riojapress

​En la previa del duelo, Sergio Rodríguez se mostraba “con ganas de que llegue lo más rápido posible para resarcirnos de un partido tan malo como el del otro día. Somos optimistas, trabajamos duro, pero no somos alarmistas. Hacemos autocrítica, pero no vamos a perder la confianza en nadie en el segundo partido de liga”.

​En las antípodas de esta UD Logroñés navega el Calahorra dirigido una temporada más por Miguel Sola. Los rojillos terminaron el curso pasado en décima posición y han comenzado con fuerza el 2019-2020. Lograron un triunfo solvente ante el Real Unión en la primera jornada (2-0) y sumaron un trabajado punto en Lezama ante el Bilbao Athletic (0-0) el pasado sábado. Este domingo, Zabal y compañía tratarán de hacer valer su condición de único equipo imbatido del Grupo II ante una UD Logroñés que, como ocurriera en temporadas pasadas, tiene el gol como asignatura pendiente.

Un gran ambiente se vivió en La Planilla la pasada temporada. Riojapress

​Eduardo Arévalo, director deportivo del cuadro rojillo, ha vivido un verano movido. Alas oficinas de La Planilla han llegado hasta once refuerzos con perfiles muy diferentes, jóvenes como Nacho Díaz, Rojas o Fati; así como jugadores más experimentados en la categoría, caso de Kamal, Alberto Gómez, Jorge Fernández o Chaco.

​ Los de Sola siguen siendo un equipo muy competitivo, correoso y difícil de superar, aún más en La Planilla. Han perdido a Ubis y Obeng, sus principales referenciasofensivas el curso pasado, pero mantienen piezas importantes como Parla, Emilio oGoñi. En los dos partidos jugados hasta el momento, junto a Zabal, Sola ha repetido la defensa formada por Morgado, Márquez, Alberto y Rojas. En el centro del campo Parla es indiscutible y su acompañante varía en función de la vocación ofensiva del equipo, Emilio o Cristian. En la zona de ataque JoséRamón, Jorge Fernández y Chaco han sido fijos hasta el momento. Por su parte, la baja de Carralero en el costado zurdo ha obligado a Sola a experimentar distintas alternativas (Iván Martínez, Goñi y José Ramón). 

​La Planilla acogerá este domingo, a las 18.00 horas, el segundo de los seis derbis que vivirá el aficionado riojano al fútbol modesto esta temporada. La UD Logroñés llega a la cita con muchas más urgencias que su rival, obligada a desterrar fantasmas del pasado y a pasar página cuanto antes para que la derrota ante el Haro sea sólo el recuerdo puntual de una mala tarde.

PUBLICIDAD