Duelo de altura en Anduva

0
3

Con el tercer puesto del Grupo II en juego, la UD Logroñés busca ser el primer visitante en lograr la victoria en el feudo del Mirandés

Por @scaneda

Este domingo, a las 17.00 horas, con nutrida presencia de aficionados blanquirrojos, el Municipal de Anduva será el escenario de un duelo de altura entre dos claros aspirantes al ascenso en este Grupo II de Segunda B. La UD Logroñés llega a esta cita, marcada en rojo desde que se conoció el sorteo del calendario, con buenas sensaciones y en un buen momento de forma y de resultados. La mejor defensa del Grupo visita un campo donde nadie ha sido capaz de ganar, pero la UD Logroñés es un invitado muy incómodo, que se lo pregunten al Oviedo B.

Todo hace indicar que las numerosas bajas blanquirrojas, (Álvaro Arnedo, Jaime Paredes, Miguel Santos, Marcos André y Lander Olaetxea) obligarán a Sergio Rodríguez a repetir convocatoria frente a los rojillos. Si bien la incógnita está en si rompe su norma no escrita de no repetir alineación. Si opta por introducir algún cambio en el once, las quinielas sitúan a César Remón como compañero de Salvador en la medular en detrimento de Andy. Buena parte de las opciones de los riojanos en Anduva pasan por imponerse en los duelos que se sucederán en el centro del campo, un escenario en el que el centrocampista logroñés es un seguro de vida. En el resto de puestos, salvo sorpresa mayúscula o lesión de última hora, lo más probable es que salten los mismos que el domingo pasado frente a la Real Sociedad B.

En la previa del choque ante los castellanoleoneses, Sergio Rodríguez destacaba que “aunque los puntos valen igual, es un partido especial porque es desplazamiento cercano y nos acompañará nuestra afición. Cuando no ganas, la semana siempre se hace más larga, así que el equipo está con ganas de que llegue el partido”. Del mismo modo, en declaraciones facilitadas por el club blanquirrojo, el técnico local alertaba de que “el Mirandés ha cambiado de modelo y de forma de jugar. Combinan más y han regenerado bastante la plantilla, sobre todo de mitad de campo hacia adelante. Si todo va bien, será un partido duro pero igualado”.

Por su parte, el Mirandés ocupa en la actualidad la tercera posición con 27 puntos, sólo uno más que los riojanos. Tras caer la temporada pasada en la eliminatoria de campeones frente al Mallorca y en la ronda posterior ante el Extremadura, la directiva rojilla decidió dar un giro a la dirección deportiva. Borja Jiménez tomó las riendas del primer equipo en el lugar de Pablo Alfaro y con él ha llegado un cambio en la filosofía de juego y numerosos cambios en la plantilla. Jiménez, responsable de clasificar quinto al debutante Rápido de Bouzas el curso pasado en el Grupo I, ha protagonizado una pequeña revolución. El 1-0 y 0-1 de Pablo Alfaro ya es historia.

Este Mirandés 2018-2019 es menos vertical, menos directo y más combinativo. Sin los Cervero, Gila o Igor Martínez, los recién llegados Álvaro Rey, Claudio Medina, Cerrajería o Matheus se han sumado a un grupo donde continúan ilustres como Limones, Kijera, Yanis, Melli o Rúper. Un gran equipo con mucha experiencia y calidad en la que destacan en la faceta ofensiva Claudio Medina (6 goles), Matheus (4 goles) y Yanis (4 goles).

El conjunto de Borja Jiménez no conoce la derrota en Anduva, donde suma tres victorias consecutivas, si bien ha dejado escapar cuatro empates. Lejos del Municipal, el bloque rojillo ha mostrado su peor cara, cayendo derrotado en Sarriena y en El Malecón.

El entrenador del conjunto rojillo apuntaba en la rueda de prensa previa al choque contra los riojanos que se trata de “un duelo ante un rival directo y los rivales directos se nos han atragantado en casa, pero hemos sido siempre infinitamente superiores. Si tenemos que ser más prácticos, lo seremos. Firmo ganar el domingo aunque juguemos peor”. En declaraciones recogidas por los canales oficiales del club, Borja Jiménez destacaba que los riojanos son “el equipo menos goleado, pero también hace menos goles. Jugamos en casa y queremos dar un golpe encima de la mesa el domingo”.

Encuentro con sabor especial para jugadores blanquirrojos como César Caneda, Rayco o Borja Sánchez, que volverán a la que fue su casa, y también para cientos de aficionados riojanos que repetirán visita al fondo norte de Anduva. Allí rumiaron la polémica derrota del curso pasado (1-0) que impidió a la UD Logroñés acceder a cotas mayores y desde ese mismo fondo alentaran y empujaran este domingo a los suyos para seguir alimentado la remontada. Compensar el efecto Anduva será muy importante para que los de Sergio Rodríguez tengan más opciones de sumar la victoria.

El duelo del domingo en Anduva tiene todos los ingredientes para ser uno de los grandes partidos de la jornada en Segunda B. Dos aspirantes al ascenso en un buen momento, dos aficiones entregadas y como premio, la tercera plaza del Grupo II en juego. Hasta la Federación lo ha entendido así al designar a un colegiado veterano como el aragonés Sergio Usón Rosel para dirigir el encuentro. Ojalá tenga más fortuna que su tocayo Pérez Muley, que el curso pasado se convirtió en triste protagonista del choque, y pase desapercibido.

COMPARTIR
Artículo anteriorVitoria rescata un punto